¿Qué es un podcast?

En la primera mitad del siglo XX triunfó un invento llamadoRadio”.
radio vs streaming
Se trataba de un buen invento ya que permitía una comunicación rápida y en tiempo real desde el punto emisor hasta todos los puntos receptores a su alcance. Pero esto tenía una desventaja grande, la información emitida se esfumaba en el aire a medida de que cada palabra formaba parte del pasado, una clara desventaja frente a la prensa que al permanecer a traves del tiempo en un soporte de papel, su información no perecía.

Con el paso de los años se popularizó un invento que solucionaba en gran medida el problema de la radio, el magnetofono se convirtió a cassette, un inventillo asequible para los hogares que permitió poder guardar programas de radio para poder ser escuchados en el futuro, una máquina del tiempo para la radio, genial!

radiocaset
Traslademos ahora este invento de mediados de S XX a este momento.

La radio la cambiamos por el streaming por internet, Bien!… ¿pero la cinta?

Pues bien, la cinta la podríamos cambiar por uno de los múltiples programas capturadores de streaming que circulan por internet; ponen en marcha la grabación de un programa a la hora en la que este sea emitido para que el oyente pueda escucharlo cuando tenga un momento propicio para ello, pero claro, este proceso tiene el mismo problema que el que teníamos hace medio siglo. Además de tener la obligación de conocer el programa desde el principio, tienes que acordarte de que a determinada hora hay un programa de radio/streaming interesante y de programar la grabadora para que lo capture, si te olvidas o no tienes a mano el ordenador a tiempo ya no podrás escucharlo nunca más, ya no podemos viajar hacia atrás en el tiempo para escucharlo, una lástima.

Aquí es donde viene la maravilla que supone un podcast.

radiocaset moderno

El podcast es un pseudo invento de 2003 que consiste, por parte del emisor, en colgar un mp3 con la grabación del programa completo en una página web.
¿Pero esto tal cual es ya un podcast?
en esencia sí, pero hay más tecnología aún y se puede considerar un podcast tipo a un sistema de suscripciones de audio compatible con RSS (sindicación), igual que los blogs y los periódicos online. Es un sistema en el que determinados programas preparados para ello (iTunes, Miró, Vuze y lectores RSS), permanecen activos en el ordenador para bajarse los últimos episodios de manera automática y así el lector/oyente puede tenerlos de manera cómoda y sin tener siquiera que acordarse de visitar la web del emisor.
De manera gratuita se puede utilizar wordpress con un plugin llamado podpress el cual permite referenciar los ficheros de audio subidos para que además de poder ser escuchados en todo momento desde la misma web, puedan también soportar su lectura/escucha mediante los lectores RSS.
Un simil a suscribirse a un periódico para que te lo traigan a casa todos los días que sale.
Sobra decir que se puede hacer lo mismo con el vídeo, al VideoCast lo podemos denominar “TV a la carta”, sin horarios que haya que cumplir para poder recibir información, una lacra que por fin pertenece, o al menos comienza a pertenecer al pasado.

Comprendo que bajarse una distribución de WordPress e instalarla en un alojamiento con tu dominio propio es algo que quizá no esté al alcance de todos, no por precio sino por conocimiento (a pesar de ser el script más sencillo de instalar en servidores de Internet), pero hay multitud de sitios como los que recomiendan en podcastellano que albergan podcasts y que se pueden configurar en unos pocos pasos. Otros prefieren usar un blog sencillo alojado en www.wordpress.com o www.blogspot.com y referenciar los podcasts en él.

Aun con todo esto, sigue habiendo personas, incluso empresas muy importantes del mundo radiofónico, que se atan al pasado y solo disponen de un streaming por internet y tienen webs anunciando horarios de emisión para que la gente les siga. No me parece nada mal, pero no dar una opción a podcast a fecha de hoy en estos sitios me parece perder una muy buena oportunidad de hacer que una emisión que quizá hoy tiene pocos oyentes, sea en realidad una emisión de gran éxito en el futuro. El problema de resignarse a que solo te han escuchado 20 personas en todo el mundo desaparece gracias a esta máquina del tiempo llamada podcast.

Nota final: Es obvio que lo aquí expuesto no es aplicable al 100% en todos los tipos de programas de audio que existen ya que algunos informan sobre el tiempo que va a hacer para el próximo fin de semana y no tendría, ni mucho menos, el mismo valor informativo en el futuro que en tiempo real. Un programa sobre temas como cultura, entrevistas, sociedad, viajes, cocina, humor, educación, etc. tendrá en cambio un increíble valor añadido con este concepto de difusión de contenidos. El Podcast.